Llame al 1.800.582.9533 hoy
mismo.

Corazones y manos ayudan a las familias de VITAS con la realización de osos conmemorativos

Encabezado de voluntarios

Al pensar en ofrecerse como voluntario de hospicio, quizás coser no sea lo primero que se le ocurre. Pero si usted puede coser o le encanta hacer manualidades, VITAS le ofrece opciones especiales para que use su tiempo y sus talentos como voluntario de manualidades.

Hacemos amigos para siempre

Los voluntarios de VITAS han hecho más de 46,650 osos conmemorativos desde 2005. Estos osos se hace con la ropa o telas que pertenecieron a su ser querido. Los osos conmemorativos pueden servir para hacer sonreír a alguien que esté angustiado, ofrecer una sensación de seguridad a un niño o como un buen oído para alguien que necesite hablar. Los osos se envían por correo a los seres queridos o son entregados por el enfermero del equipo interdisciplinar del paciente. Los comentarios de quienes los han recibido, como "ahora tengo algo a que aferrarme" y "no quiero dejarlo" son una prueba de los efectos reconfortantes que tienen los osos conmemorativos.

Osos conmemorativos

Inscríbase para ser un voluntario de VITAS

Hemos usado batas de baño, camisas de algodón o de franela, uniformes, vestidos, pantalones e incluso vestidos de novia para hacer osos conmemorativos. Cada oso es único y los voluntarios tienen la libertad de agregar adornos para personalizarlos, como una gorra, un chaleco, moños o botones.

Aquellos que ayudan a hacer los osos conmemorativos sienten que están cumpliendo con un objetivo y la satisfacción de haber hecho algo bien. Según nos cuenta un voluntario de los osos conmemorativos: "Me hace sentir muy bien. Sé que estoy ayudando a alguien... Sé que mi oso los reconfortará".

Ayudar a los demás: el hilo que nos une

Otros voluntarios de manualidades usan su habilidad para coser para hacer objetos útiles para los pacientes. Por ejemplo, cojines y batas abiertas en la parte de atrás. Los voluntarios que tejen con lana o al croché muchas veces hacen mantas para la falda, chales o mantas afganas para los pacientes. El talento y los proyectos pueden diferir entre los distintos voluntarios, pero todos comparten algo: cada objeto se cose con amor y compasión.

Artículos relacionados:

Vea los puestos para voluntarios de hospicio