Llame al 1.800.582.9533 hoy
mismo.
SOLICITE INFORMACIÓN

Ejemplos y tipos de cuidados paliativos

Ejemplos de cuidados paliativos

Los cuidados paliativos se enfocan en aliviar el estrés, dar confort y tratar síntomas complejos -para cualquier diagnóstico- a cualquier edad o en cualquier estadio de una enfermedad grave o terminal.

Estos son algunos ejemplos y tipos de cuidados paliativos:

  • En el caso de una mujer anciana cuyos síntomas de Alzheimer en estadio moderado incluyen agitación y psicosis, un especialista en cuidados paliativos podría recomendar un cambio en sus medicamentos, musicoterapia y una reevaluación mensual del equipo a medida que la enfermedad evoluciona.
  • En el caso de un niño cuyo tratamiento exitoso por fibrosis quística le provoca dificultad para respirar, problemas para dormir y ansiedad, un especialista en cuidados paliativos podría sugerir otros medicamentos, terapia de juego y técnicas de relajación.
  • En el caso de un paciente con cáncer hepático en estadio III que está respondiendo mal a la quimioterapia, el equipo de cuidados paliativos podría encargarse de conversar con la familia sobre los riesgos y beneficios de seguir un tratamiento agresivo o suspenderlo. El resultado: un testamento en vida y un plan de atención que detallen lo que el paciente quiere -y lo que no quiere- a medida que se acerca el final.

Afecciones que comúnmente se tratan con cuidados paliativos

Los cuidados paliativos suelen recomendarse para estos diagnósticos o afecciones:

  • Enfermedad pulmonar crónica que dificulta la respiración, hasta en reposo y con oxígeno
  • Insuficiencia cardíaca terminal, con síntomas que perduran a pesar del tratamiento/terapia
  • Derrame cerebral debilitante
  • Cáncer que se extendió más allá del tumor/sitio original
  • Insuficiencia hepática, insuficiencia renal o falla orgánica multisistémica
  • VIH/SIDA terminal que no responde a tratamientos antivirales 
  • Demencia avanzada, marcada por una incapacidad de comunicarse, incapacidad de tragar y dependencia de otros para la mayoría de las actividades cotidianas

Síntomas y problemas que se pueden abordar con cuidados paliativos

Síntomas abordados

Ansiedad
Confusión
Constipación
Depresión
Diarrea
Dificultades respiratorias
Fatiga
Pérdida de apetito
Náuseas
Dolor
Problemas para dormir
Debilidad
Pérdida de peso

Problemas abordados

Directivas anticipadas
Cuestiones y preferencias culturales
Estrés/miedo de la familia
Conversaciones con la familia sobre los objetivos de la atención
Asuntos financieros
Asuntos legales
Cuestiones relacionadas con el seguro médico
Espiritualidad y fe
 
 
 
 
 

Más beneficios de los cuidados paliativos

Piense en los cuidados paliativos como un servicio de asesoramiento prestado por médicos, enfermeros profesionales y enfermeros especialmente capacitados. Se encargan de ofrecer una capa adicional de apoyo entre el paciente/familia y otros integrantes del equipo de atención médica, como el médico de cabecera, especialista, médico hospitalista, administrador de casos, terapeuta, dietista y otros.

La invervención paliativa coordina y guía la atención conforme a los objetivos y resultados acordados para aliviar los síntomas, mantener cómodo al paciente e intentar que tenga la mejor calidad de vida posible. Los beneficios pueden incluir:

  • Menos hospitalizaciones
  • Estadías más breves cuando se tenga que hospitalizar al paciente
  • Menos visitas al departamento de emergencias
  • Uso óptimo de los recursos médicos
  • Mejor calidad de vida

Los pacientes que reciben cuidados paliativos también tienen menos probabilidades de fallecer en un hospital. A su vez, los hospitales, grupos de médicos y centros médicos tienen tasas de mortalidad menores y mayores puntajes de satisfacción de los pacientes y sus familias.

Leer más sobre cuidados paliativos.

Cuidado paliativo vs. cuidado de hospicio

Una diferencia clave entre los cuidados paliativos y los cuidados de hospicio es que el plan de cuidados paliativos en general incluye tratamientos curativos, mientras que los cuidados de hospicio no. Los cuidados de hospicio se limitan a pacientes que tienen una expectativa de vida de 6 meses o menos si la enfermedad sigue su curso natural, según lo determine el médico. En el caso de algunos pacientes de cuidados paliativos se espera que su estado mejore y vivan bastante tiempo con una enfermedad grave. Otros eventualmente serán elegibles para el cuidado de hospicio.

Los médicos, enfermeros profesionales y enfermeros que se dedican a los cuidados paliativos normalmente se involucran si el diagnóstico del paciente es lo suficientemente grave como para tener que hablar con el paciente, la familia y el equipo de atención médica sobre los objetivos de la atención en cuanto a opciones, preferencias y objetivos hacia el final de la vida.

¿Quién paga por el cuidado paliativo?

La cobertura de los cuidados paliativos depende del plan de salud de cada paciente y está sujeta a los mismos aportes y deducibles que otros servicios o especialidades médicas. En cambio, los cuidados de hospicio son 100 % cubiertos por Medicare, Medicaid y la mayoría de los planes privados.

Artículos relacionados:

¿Cuál es la diferencia entre cuidados paliativos y cuidados de hospicio?

Cómo los cuidados paliativos ayudan a las familias y cuidadores