Llame al 1.800.582.9533 hoy
mismo.
SOLICITE INFORMACIÓN
Making the Rounds

Los cardiólogos instaron a "defender" los cuidados al final de la vida de los pacientes y familiares

11/14/2018

Médico con paciente

Los clínicos que brindan cuidados a pacientes con insuficiencia cardíaca (IC) avanzada son alentados no solo a continuar enfocándose en la calidad de su propia prestación de servicios de atención a medida que los pacientes se acercan al final de la vida, sino también a promover los cambios que mejoren el cuidado general de esta población en crecimiento.

Derive a su paciente en condiciones de ingresar a un hospicio: En línea | Aplicación móvil | 1.800.938.4827

Esto es de acuerdo a los autores de un comentario editorial que acompaña el informe de estudio de Gelfman et al publicado en JACC: Heart Failure.

"Nos corresponde a los clínicos que controlamos a esta población vulnerable defender los cuidados al final de la vida, que incluyen los principios de alivio y hospicio", escriben los autores, quienes trabajan en el Duke University Medical Center y la División de Cardiología, Duke University School of Medicine, Durham, NC. 

Los pacientes con insuficiencia cardíaca deben recibir hospicio mucho antes

El hallazgo de Gelfman de que el 45 % de los pacientes con IC que ingresaron a un hospicio y que fallecieron dentro de los siete días es una inquietud particular de los autores. "Parece poco probable que los pacientes y sus familias obtienen el máximo beneficio potencial del hospicio cuando ocurre la muerte dentro de los siete días de la inscripción", escriben. 

Los autores reconocen el aporte significativo del estudio de Gelfman para la base del conocimiento que se necesita a fin de moldear los enfoques de futuras políticas hacia los cuidados al final de la vida de IC y para identificar "muchas necesidades urgentes para nuestros pacientes y sus familias", resaltado en el estudio.

Acciones que se necesitan de manera urgente para mejorar los cuidados al final de la vida de pacientes con IC

  • El original marco de hospicio "universal" de Medicare diseñado para asistir a pacientes con cáncer debe ser actualizado y adaptado para satisfacer las necesidades de las personas con enfermedades que no sean de cáncer, tales como la IC.
  • De manera similar, la restricción de diagnóstico de seis meses de Medicare debe ser examinada nuevamente y actualizada para adaptar los desafíos de pronósticos inherentes de las enfermedades con insuficiencia orgánica, especialmente las de IC.
  • Los clínicos deben promover los cuidados mejorados al final de la vida para pacientes con IC.

    "Debemos mejorar de manera conjunta la comunicación acerca de la planificación anticipada de los cuidados, los objetivos cambiantes de los cuidados, el control de síntomas y el duelo", escriben los autores.

    Por ejemplo, la evidencia ha demostrado que a medida que avanza el progreso de una enfermedad crónica, los objetivos del paciente cambian de prolongar la vida a mejorar la calidad de vida, observan. "Nos corresponde a los practicantes de IC apreciar y anticipar esos ejes en favor de los pacientes y [a] estar capacitados con las estrategias de cuidado de confort, ya que estamos con antagonistas neurohormonales".

  • El lugar óptimo para la muerte de los pacientes con IC se debe comprender mejor, en vez de asumir que la mayoría de los pacientes encuestados dicen que preferirían morir en la casa; ese entorno es deseado por o apropiado para todas las personas con IC.
  • Los modelos de pago del hospicio deben ser pensados nuevamente, en especial aquellos modelos que forman/presentan una barrera para el cuidado de hospicio para el subconjunto de pacientes con IC que solicitan intervenciones en las cuales las agencias de hospicio encuentran dificultoso cubrir esa situación desde el punto de vista financiero según el sistema actual.
  • Los clínicos deben escuchar con atención a los pacientes y familiares a fin de que puedan comprender las necesidades y deseos, y preguntarse si están proporcionando el cuidado más amplio que sus recursos permiten.

    "Debemos escuchar con atención a nuestros pacientes y a sus seres queridos", escriben los autores. "¿Qué desean al final de la vida? ¿Le estamos proporcionado el cuidado óptimo? ¿Le estamos dando lo máximo de nuestros recursos para asistir a los miembros de la familia? ¿Tiene que existir un compromiso a más largo plazo para la salud del sobreviviente?" 

Fuente:

"It Is Time to Discuss Dying", Journal of the American College of Cardiology: Heart Failure; septiembre de 2018; 6(9):790-791. Warraich HJ, Rogers JG; Departamento de Medicina, División de Cardiología, Duke University Medical Center; y Duke Clinical Research Institute, Durham, NC. 

Artículos relacionados

Los cuidados cardíacos de hospicio son un control intensivo y paliativo de los síntomas

Los pacientes con insuficiencia cardíaca bajo cuidados de hospicio viven más, usan menos recursos médicos y tienen menos probabilidades de morir en un hospital