Voluntariado: la mejor medicina para la aflicción

Cuando Linda descubrió que tenía cáncer de seno, ya estaba en la etapa IV. Luego de librar una valiente batalla, sucumbió a la enfermedad justo un año y medio después, a los 51 años. Para su hija, Sherri, la pérdida fue devastadora.

"Además de ser familia, mi mamá y yo éramos mejores amigas y socias en el trabajo. Cuando murió, sentí que mi mundo llegaba a su fin", dice Sherri. "Mi dolor era insoportable".

La voluntaria de hospicio, Sherri (izquierda), y su madre LindaPara Sherri, ser voluntaria se transformó en la mejor medicina para su dolor. "Mi pasión rosa realmente comenzó cuando mi mamá estaba viva. Íbamos a ganarle al cáncer de seno y transmitir un mensaje sobre la detección temprana y los controles anuales, algo que nosotras no habíamos puesto en práctica, lo que llevó a mi mamá a descubrir su cáncer en una etapa tan avanzada", recuerda Sherri. 

"Después de su fallecimiento, me comprometí aún más con la causa para ayudar a que otras mujeres no tengan que pasar por su dolor y sufrimiento. Comencé a organizar una catarata de eventos rosas, hice de la concientización sobre el cáncer de seno una parte de la cultura de nuestra empresa de insumos de belleza y me convertí en voluntaria de Susan G. Komen Miami-Ft. Lauderdale".

Eso fue hace muchos años. En la actualidad, Sherri habla con las comunidades locales en nombre de la organización Komen sobre los recursos que tienen disponibles para quienes reciben un diagnóstico de cáncer de seno. Dedica 16 horas por semana a la organización, además de organizar eventos anuales de recaudación de fondos. Hace tres años, le pidieron que asumiera la presidencia de la junta de Susan G. Komen Miami-Ft. Lauderdale y más tarde se convirtió en presidente del comité Race for the Cure.

"Cada rol que he desempeñado me ha hecho sentir que verdaderamente estoy ayudando a otros a luchar contra esta enfermedad", dice Sherri.

Y mientras Sherri ayuda a otros, el voluntariado la ayuda a ella. "Ser voluntaria verdaderamente me llena el alma", afirma Sherri. "Ser voluntaria me ha ayudado a mantener una perspectiva positiva frente a mi pérdida. Me ha ayudado a no centrarme en mi dolor. Sigo sufriendo cada día pero encuentro consuelo al ayudar a otros".

A quienes están pensando en ser voluntarios luego de la pérdida de un ser querido, Sherri les dice: "La vida cambia después de perder a un ser querido, por eso es importante no estancarse en el pasado sino centrarse en lo que está por venir. Es importante encontrar algo que nos apasione, aprender tanto como podamos al respecto y ayudar como voluntario. Dar ayuda a sobrellevar el dolor".

Ser voluntario es bueno para el cuerpo y la mente

Algunos estudios han demostrado que dedicar tiempo como voluntario a una buena causa puede mejorar el bienestar mental y la sensación de felicidad general. En un estudio a cargo de UnitedHealth Group, la mayoría de los participantes de una encuesta dijo sentirse más saludable desde el punto de vista físico y mental después de una experiencia como voluntarios. Para la mayoría de los participantes, su trabajo como voluntarios les mejoró el estado de ánimo, les redujo el estrés, les dio un sentido más profundo a su vida, y simplemente los hizo sentirse más sanos.¹

En su estudio, "The Health Benefits of Volunteering", la Corporation for National Community Service reveló que el trabajo como voluntario mejora la autoestima, reduce la hipertensión, aumenta la producción de endorfinas y mejora el sistema inmunológico. ²

Retribuir como modo de honrar a un ser querido

Su trabajo como voluntaria se ha convertido en la manera en que Sherri honra la memoria de su madre. "Siento que el espíritu generoso de mi madre vive en la manera que he elegido para honrar su vida ayudando a otros", explica Sherri. "Ella fue para mí una fuente de inspiración. Me permite ayudar a otros y también contar su historia a tantas otras personas. No puedo pensar en un honor más grande que el ser capaz de retribuir".

Si está buscando una manera de marcar la diferencia en su vida y en la de otros, o un modo especial de honrar la memoria de un ser querido, VITAS Healthcare tiene oportunidades para voluntarios disponibles.

Fuentes:

¹ http://www.unitedhealthgroup.com/~/media/UHG/PDF/2013/UNH-Health-Volunteering-Study.ashx
² http://www.nationalservice.gov/pdf/07_0506_hbr.pdf

Conviértase en voluntario de hospicio.

English 繁體中文