VITAS tiene un impacto positivo en los gastos de pagos conjuntos y mediciones de calidad

Como participante de la iniciativa Pagos conjuntos para mejoras de la atención - Avanzado (BPCI-A, por sus siglas en inglés) que presta atención episódica, su éxito depende de reducir costos y mejorar la calidad en la continuidad de atención.

VITAS Healthcare ayuda a mitigar los riesgos de su organización mejorando la calidad y la coordinación de la atención longitudinal y reduciendo, a su vez, los gastos por beneficiario de Medicare. Los servicios de VITAS también pueden afectar sus umbrales de calidad, incluida la planificación anticipada de cuidado y las estadísticas de readmisión hospitalaria.

Oportunidades para disminuir los gastos por episodio

Pagos conjuntos para mejoras de la atención

VITAS ofrece valor inmediato a los adjudicatarios de los BPCI-A, lo que genera una comparación de costos positiva para el precio objetivo del conjunto.

Los pacientes son elegibles para el cuidado de hospicio cuando un médico toma la determinación clínica de que la expectativa de vida es de seis meses o menos, si la enfermedad sigue su curso normal. VITAS personaliza planes de atención individualizados, que abordan una gran variedad de síntomas de enfermedades y modalidades clínicas en la continuidad de atención.

La continuidad de coordinación de atención longitudinal de VITAS ofrece:

Experiencia en atención clínica

en todos los tipos de cuidados relacionados con los beneficios de hospicio de Medicare, lo que incluye el cuidado continuo en el hogar para el control de síntomas agudos y el cuidado general para pacientes hospitalizados

Planes de atención personalizados

desarrollados específicamente por VITAS para mejorar la calidad de vida de los pacientes y los puntajes CAHPS®

Transiciones uniformes

a donde el paciente resida, a cargo de personal de admisiones exclusivo

Educación profesional en vivo y en línea

y materiales disponibles para proveedores de servicios de asistencia médica

Aplicación móvil

que ofrece pautas de elegibilidad para hospicio

Cómo VITAS ayuda con enfermedades específicas

Los pacientes son elegibles para el cuidado de hospicio cuando un médico determina clínicamente que su expectativa de vida es de seis meses o menos, si la enfermedad evoluciona según lo esperado sin intervenciones.

Enfermedad cardíaca avanzada

La cardiopatía es muy diferente a otras enfermedades y requiere enfoques de tratamiento especializados. El plan de cuidado individualizado de hospicio aborda la amplia variedad de síntomas de cardiopatía, incluso insuficiencia respiratoria, dolor de pecho, debilidad, deterioro funcional y control del estado de los fluidos.

El enfoque centrado en el paciente de VITAS para cardiopatía avanzada:

  1. Evaluación integral del equipo interdisciplinario de VITAS
  2. Continuación del tratamiento médico óptimo para insuficiencia cardíaca para evitar la exacerbación
  3. Uso de medicamentos inotrópicos para manejar los síntomas y ofrecer confort
  4. Dispositivos de asistencia mecánica, como dispositivos de asistencia ventricular para el ventrículo izquierdo y medicamentos relacionados

Enfermedad neurológica avanzada

Algunos pacientes sobreviven un derrame cerebral y la hospitalización después, pero más tarde presentan un deterioro continuo en su estado funcional y/o clínico. Para estos pacientes, el pronóstico suele ser desalentador y deben ser evaluados para ver si son elegibles para el cuidado de hospicio.

El plan de cuidado individualizado de VITAS se enfoca en el bienestar físico y psicosocial del paciente, y busca controlar una variedad de síntomas, entre ellos:

  • Insuficiencia respiratoria
  • Disfunción respiratoria
  • Dolor como resultado del entumecimiento en las articulaciones, calambres musculares, presión en la piel y articulaciones causada por la inmovilidad
  • Problemas de la piel
  • Dificultad para tragar
  • Problemas de hidratación y nutrición
  • Dificultad para comunicarse
  • Depresión o ansiedad

Enfermedad pulmonar avanzada

La disnea, y la ansiedad que provoca, son síntomas angustiantes que sufren los pacientes con enfermedades pulmonares restrictivas y obstructivas avanzadas. La enfermedad pulmonar avanzada también contribuye al uso del DE y a las hospitalizaciones. A menudo se pueden tratar usando la combinación de terapias clínicas y asistencia individual las 24 horas que ofrece el hospicio.

El enfoque centrado en el paciente de VITAS para enfermedad pulmonar avanzada:

  1. Evaluación integral del equipo interdisciplinario de VITAS
  2. Objetivos de planificación de cuidados antes de una emergencia
  3. Intervenciones farmacológicas y no farmacológicas para reducir la dificultad respiratoria
  4. Ante un episodio de dificultad respiratoria, VITAS responde a cualquier hora -de día o de noche- usando un protocolo de emergencia personalizado.

Enfermedad renal avanzada

Los cuidados de hospicio son adecuados para los pacientes en diálisis por su elevada tasa de mortalidad y alta carga sintomática. Muchos pacientes con enfermedad renal avanzada y sus familias eligen no comenzar o dejar la diálisis por varios motivos, particularmente en pacientes mayores de 60 años. Los cuidados al final de la vida también deben considerarse cuando el paciente tiene un pronóstico desfavorable, cuando no se le puede hacer diálisis de manera segura, cuando hay un mal rendimiento o cuando la diálisis tiene un impacto negativo en la calidad de vida del paciente terminalmente enfermo.

El plan de cuidado individualizado de VITAS se enfoca en el bienestar físico y psicosocial del paciente, y busca controlar una variedad de síntomas, entre ellos:

  • Dolor
  • Fatiga
  • Pérdida de apetito
  • Confusión
  • Sedación
  • Náuseas y vómitos
  • Picazón
  • Dificultades respiratorias
  • Dificultad para dormir
  • Ansiedad
  • Depresión
  • Sobrecarga de volumen
  • Tratamiento de diálisis sintomático cuando corresponda

¿Quiere ser socio de VITAS?

English 繁體中文